Blogger Widgets

domingo, 28 de febrero de 2016

Las Puertas del Infinito de José Antonio Cotrina y Victor Conde

¡Hola, mis grandes cronistas!

   La vida de un aperimante es una aventura sin fin.
   Abrir nuevas partes, adentrarse en los nuevos universos que se descubren y pensar en los que quedan por descubrir. Teorizar, buscar el Hysmon. Pero...¿Qué pasaría si no solo los aperimantes pudieran entrar? ¿Y si los seres de esas Tierras Duplas pudieran llegar a nuestro mundo?

Título: Las Puertas del Infinito
Autores: Jóse Antonio Cotrina y Victor Conde
Editorial: Fantasy
Páginas: 440


   El libro nos narra las aventuras de Riddly, Logan y Rebeca. Tres aperimantes con mucho talento, unidos por un destino que ellos mismos desconocen y que trasciende las leyes de la Circularidad y del mísmisimo Hysmon.
   Por un lado tendremos a Rebeca, una esclava comprada por el misterioso Cerrajero y hecha saltadora intramundos, que vive en Colapso, una realidad literalmente colapsada por la caída de otros mundos en ella e invadida desde hace 200 años por la brutal raza de los ikari; conquistadores de mundo.
   Luego están Logan y Riddly, dos aperimantes de gran talento en el Londres de principios del siglo XX que está devastado por la reciente llegada de los ikari a lomos de sus dragones.
Dos mundos conectados. Dos mundos invadidos. Dos mundos conectados en una carrera contrarreloj para evitar a un mal mayor.

   Es difícil hacer un resumen preliminar de este libro, debido a los numerosos conceptos de nueva creación y al entramado laberíntico de su trama. Cualquier detalle que se revele por accidente podría tener graves consecuencias para el apoteósico final que nos deja, por lo tanto, disculpadme si no estoy muy certera con las palabras.
   Cuando cogí este libro pensé que iba a ser una lectura ligera y agradable, de un mundo fantástico de saltos dimensionales y misterios por resolver. Casi una historia de aventuras de final almibarado.

   Gran error.
  A pesar de estar catalogado como fantasía (con algunos elementos de sci-fi, todo sea dicho) podría catalogar este libro dentro del subgénero del grimdark, pues el agujero negro que esconde en el fondo de la historia es capaz de capturar hasta la luz más brillante.
Lo que empieza como una idílica historia de aperimantes que abren puertas, se enfrentan a los peligros de otros mundos por conocer la Verdad, se torna con el pasar de páginas en una vorágine de sangre, destrucción, traición, verdades desoladoras y acontecimientos que quitan el aliento. Adoro los plot twist que te hacen cambiar la percepción de un personaje en tan solo una frase. Increíble, lo prometo.

   Así mismo, me pase la mayor parte de la lectura de una forma: aburrida.
   300 páginas de tirar de voluntad por leerlo y pensando que era una idea muy buena, pero demasiado compleja, demasiado liosa para un libro autoconclusivo. Llega un punto en que la trama se ha complicado de tal forma, donde hay tantos conceptos abstractos, vagos y a medio explicar, que una piensa que es imposible cerrarlo todo. Ni usando una llave de portales, vamos.

   Claro, que me equivoqué.
   Todo lo que había sufrido para seguir adelante se esfuma durante las últimas 100 páginas, donde el telón se abre por fin para mostrar la verdadera cara de toda la historia. Como si de la caverna de Platón se tratara, la luz es arrojada hacia nosotros para ver las verdaderas formas tras las sombras que nos han engañado hasta ese punto. Y el resultado es desolador.

   La verdad, es que esto último es la más suave de mis quejas hacia el libro. Hay cosas peores. Una de ellas son los personajes, concretamente, Logan de Noxville y Riddly.
   Es el típico hombre prepotente que todo lo sabe, que lucha entre su lógica de aperimante y su amor de padre, al mismo tiempo que con su locura transitoria y ambiciosa de ver lo que hay más allá de todos los mundos, de la Puerta definitiva. Aunque empieza gustando, siendo la víctima de una cadena de nefastos errores y malentendidos, Logan entra en una caída en barrena donde pierde toda empatía con el lector y con el propio en libro así. Es una pieza crucial de la historia pero desequilibrada, como si su personalidad variara por momentos. Protege a Riddly, lo odia, le oculta información, quiere/no quiere prepararlo como aperimante. Es demasiado confuso. Si realmente querían retratarlo como un loco, creo que hay mejores formas de hacerlo.
   En Logan fallaron al plasmarlo como “psicópata del poder” pero la ambición, la ingenuidad juvenil de Riddly es perfecta. Es como ver a un joven de veintitantos años cegados por el éxito sin haber aprendido andar todavía. Parte culpa de Logan, otra por su propia estupidez.

   Como dije antes, en este libro se tratan conceptos muy difíciles de entender a primeras y uno tiene que seguir para conseguir entenderlos mínimamente. Creo que es un libro abierto a diversas interpretaciones pero que en el fondo radica una inspiración casi religiosa por temas como la Creación y el Apocalipsis, así como diversas teorías y juegos lógicos y físicos.
   Ahora, como opinión personal, creo que se pueden entender bien muchas de las cosas que ocurren si se ha visto Full Metal Alchemist o la película de Fritz Lang Metrópolis. A la hora de hacer mis propios conceptos de los que se explican, me han servido de mucha ayuda para entender el Hysmon, La Máquina...pero no la morsa. En serio ¿Por que una morsa?

   Ya para finalizar, y este es un tema que me escama profundamente, es la falta de unidad.
Este libro está escrito a dos manos por José Antonio Cortina y Victor Conde (La canción secreta del mundo e Hija de Lobos respectivamente). Son dos grandes escritores nacionales y han conseguido un gran nivel de narración y temática al unir sus dos talentos. Pero no han unido sus formas de escribir.
   Se ve una gran diferencia de quien ha escrito cada cosa. Es algo que salta a la vista, chirría la gran falta de uniformidad que existe en el texto, además de un sobresaturado uso de adjetivos que descolocan de la historia. Nunca había cogido el diccionario tantas veces leyendo un libro.
La idea es buena. Juega con temas temas del ocultismo que casan mucho con La canción secreta del mundo, aunque tal vez, la forma de escribir, la simbiosis inexistente de sus dos estilos de escritura, no le favorecía. Eso y una excesiva referencia a temas de ámbito sexual que muchas veces me han hecho pensar si eran realmente necesarios.

   En cualquier caso, Las Puertas del Infinito abre un sinnúmero de posibilidades para las jóvenes mentes y las ayuda a volar a lomos de un dragón que maulla para sacar sus propias conclusiones sobre temas abstractos, difusos y repletos de la imaginación que hará las delicias de los más aficionados al género fantástico.
   Del mismo modo, por su falta de unidad al ser un libro a dos manos y lo que les cuesta conseguir enganchar al lector de forma casí definitiva, me veo en la necesidad de ponerle Dos plumas de cronista y recordando como siempre que estoy solo es la opinión de una humilde cronista y que siempre hay que darle una oportunidad a un nuevo libro.

                                               


4 comentarios:

  1. ¡Hola!
    Estoy totalmente de acuerdo contigo en cuanto a este libro. Ojalá hubieran corregido esos errores que hacen que no sea tan bueno como podría.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Es que realmente el libro llama la atención y es una idea maravillosa. Y aún así...ufff...¡UFF! he dicho

    ResponderEliminar
  3. Hola! Qué pena que no te haya gustado. A mí me llamó la atención pero decidí dejarlo pasar, viendo tu reseña creo que no hice mal después de todo.

    Besos gatunos y me quedo por tu blog!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre digo que hay que darle la oportunidad a todos los libros. Tal vez no estuviera hecho para mi pero si para ti :3

      Eliminar